Las activistas durante la concentración